El Camino Inglés y la Ruta Cofrade confluyen en varios puntos en su paso por la zona urbana de Ferrol. En esos tramos comunes que van por los barrios de Ferrol Vello y la Magdalena están algunos de los edificios religiosos más emblemáticos de Ferrol:

●     Plaza Vella y Arsenal: el muelle de Curuxeiras es el punto de inicio de ambas rutas. Antiguamente, el barrio de Ferrol Vello era el centro neurálgico de la Semana Santa ferrolana, puesto que en la Plaza Vieja se encontraba la desaparecida Iglesia de San Julián, de donde salían todas las procesiones. Y era precisamente en esta plazoleta donde el Viernes Santo tenía lugar la procesión del Santo Encuentro y el Descendimiento.

También en esta zona está la iglesia del Socorro, de la que sale el Miércoles Santo la procesión del Cristo de los Navegantes, que discurre por el barrio de Ferrol Vello y desde hace unos años también por el interior del Arsenal Militar. En la primitiva iglesia de San Julián se fundó la antigua Cofradía de Nuestra Señora del Socorro, cuya misión era asistir y enterrar a los condenados a muerte. La capilla del Socorro, cuya construcción se realizó a finales del siglo XVIII, es visitada actualmente  por numerosos peregrinos en el inicio de su recorrido, particularmente por los italianos.

●     Iglesia de San Francisco y capilla de la Orden Tercera: subiendo por la calle de San Francisco se sitúa el templo con el mismo nombre. En 1741 se crea la Venerable Orden Tercera de San Francisco, cuya capilla anexa a la iglesia data de 1766. En este mismo templo, en 1620 tuvo su sede la Cofradía del Glorioso San Roque o Cofradía de Mareantes, compuesta por la gente que trabajaba en el mar. Mientras se construía la concatedral de San Julián, la Capilla de San Roque, muy cercana a San Francisco, actuó como parroquia, aunque a día de hoy es el Convento de las Esclavas.

●     Plaza de Amboage: Siguiendo el camino por la calle Real tras pasar Las Esclavas se llega a la plaza de Amboage, en cuyos márgenes están la Capilla de la Merced y la Iglesia de Dolores, sedes canónicas de ambas cofradías. En 1908 se instalan los mercedarios en Ferrol, cuyos objetivos fueron construir un colegio (actual Tirso de Molina), y una capilla, que se le encargó a Rodolfo Ucha en 1926. En la antigua parroquia de San Julián, la de Ferrol Vello, se fundó la Orden Tercera de los Siervos de María (Servitas), bajo la advocación de la Virgen de los Dolores, motivando entonces que en 1771 se comenzase a construir la iglesia de Dolores en su enclave actual en Amboage, plaza en la que se celebra la bendición de los Ramos y el Santo Encuentro del Viernes Santo.

●     Concatedral de San Julián: Tras continuar durante una manzana por la misma calle Real y bajando hasta la de la Iglesia se encuentra la Concatedral de San Julián, dedicada al patrón de la ciudad, que data del siglo XVIII. Se construyó como sustitución de la capilla del mismo nombre que se situaba en Ferrol Vello que fue demolida con la construcción del foso del Arsenal. Es obra del arquitecto Julián Sánchez Bort, que planificó este proyecto basándose en los planos de la iglesia de San Andrés Avelino de Roma. Es el lugar al que acuden en este Año Santo numerosos peregrinos para conseguir la credencial que luego irán sellando a lo largo de la ruta, y también la sede canónica de la Cofradía del Santo Entierro. Desde allí sale cada Viernes Santo la procesión del Santo Entierro.

●     Plaza de la Constitución, Cantón de Molíns y Santuario de las Angustias: esta misma vía conduce hasta la Plaza de la Constitución, en donde se celebra el Domingo de Resurrección, y el Cantón de Molíns, que fue la primera gran alameda de Galicia, mandada construir por Carlos III en 1816. Atravesando estos jardines se llega al último punto común de ambas rutas, la Iglesia de las Angustias, construida a finales del siglo XVIII. Este santuario decidió levantarse porque la Hermandad se encontraba ocupando la Capilla de San Amaro por carecer de una propia.

 

*GAL

O Camiño Inglés e o Roteiro Confrade conflúen en varios puntos no seu paso pola zona urbana de Ferrol. Neses tramos comúns que van polos barrios de Ferrol Vello e a Magdalena están algúns dos edificios relixiosos máis emblemáticos de Ferrol:

●     Praza Vella e Arsenal: o peirao de Curuxeiras é o punto de inicio de ambos os roteiros. Antigamente, o barrio de Ferrol Vello era o centro neurálxico da Semana Santa ferrolá, debido a que na Praza Vella atopábase a desaparecida Iglesia de San Julián, de onde saían todas as procesións. E era precisamente nesta praza onde o Venres Santo tiña lugar a procesión do Santo Encontro e o Descendimiento.

Tamén nesta zona está a igrexa do Socorro, da que sae o Mércores Santo a procesión do Cristo dos Navegantes, que discorre polo barrio de Ferrol Lanuxe e desde hai uns anos tamén polo interior do Arsenal Militar. Na primitiva igrexa de San Julián fundouse a antiga Confraría da nosa Señora do Socorro, cuxa misión era asistir e enterrar aos condenados a morte. A capela do Socorro, cuxa construción se realizou a finais do século XVIII, é visitada actualmente  por numerosos peregrinos no inicio do seu percorrido, particularmente polos italianos.

●     Iglesia de San Francisco e capela da Orde Terceira: subindo pola rúa de San Francisco sitúase o templo co mesmo nome. En 1741 créase a Venerable Orde Terceira de San Francisco, cuxa capela anexa á igrexa data de 1766. En leste mesmo templo, en 1620 tivo a súa sede a Confraría do Glorioso San Roque ou Confraría de Mareantes, composta pola xente que traballaba no mar. Mentres se construía a concatedral de San Julián, a Capela de San Roque, moi próxima a San Francisco, actuou como parroquia, aínda que a día de hoxe é o Convento das Escravas.

●     Praza de Amboage: Seguindo o camiño pola rúa Real tras pasar As Escravas chégase á praza de Amboage, en cuxos marxes están a Capela da Mercé e a Igrexa de Dores, sedes canónicas de ambas as confrarías. En 1908 instálanse os mercedarios en Ferrol, cuxos obxectivos foron construír un colexio (actual Tirso de Molina), e unha capela, que se lle encargou a Rodolfo Ucha en 1926. Na antiga parroquia de San Julián, a de Ferrol Vello, fundouse a Orde Terceira dos Servos de María ( Servitas), baixo a advocación da Virxe de Dolores, motivando entón que en 1771 comezásese a construír a igrexa de Dolores no seu enclave actual en Amboage, praza na que se celebra a bendición dos Ramos e o Santo Encontro do Venres Santo.

●     Concatedral de San Julián: Tras continuar durante unha mazá pola mesma rúa Real e baixando ata a da Igrexa atópase a Concatedral de San Julián, dedicada ao patrón da cidade, que data do século XVIII. Construíuse como substitución da capela do mesmo nome que se situaba en Ferrol Vello que foi demolida coa construción do foso do Arsenal. É obra do arquitecto Julián Sánchez Bort, que planificou este proxecto baseándose nos planos da igrexa de San Andrés Avelino de Roma. É o lugar ao que acoden neste ano Santo numerosos peregrinos para conseguir a credencial que logo irán selando ao longo do roteiro, e tamén a sede canónica da Confraría do Santo Enterro. Desde alí sae cada Venres Santo a procesión do Santo Enterro.

●     Praza da Constitución, Cantón de Molíns e Santuario das Angustias: esta mesma vía conduce ata a Praza da Constitución, onde se celebra o Domingo de Resurrección, e o Cantón de Molíns, que foi a primeira gran alameda de Galicia, mandada construír por Carlos III en 1816. Atravesando estes xardíns chégase ao último punto común de ambos os roteiros, a Igrexa das Angustias, construída a finais do século XVIII. Este santuario decidiu levantarse porque a Irmandade atopábase ocupando a Capela de San Amaro por carecer dunha propia.